FRC-26

Es bien conocido que el gusto por los alimentos y el aprendizaje del comer bien se desarrolla desde pequeño. Para ello, lo mejor es que el niño aprenda a comer de todo y experimente con los alimentos desde la infancia.

Pero la cocina, además de enseñar a los pequeños a alimentarse bien, lo cual, sin duda, es muy importante, nos permite enseñar a nuestros niños muchas cosas más allá de la la alimentación. Valores sobre el respeto a la naturaleza, el reciclaje, contar, organizarnos y el placer de compartir son enseñanzas que la cocina nos brinda.

Hacer un plato o una tarta es una manera estupenda de introducir nuestros pequeños al mundo de la ciencia. Podemos contarles de donde vienen los alimentos que utilizamos, aprovechar para hablarles de las estaciones, las temporadas de la fruta y verdura y así concienciarlos sobre el mundo que nos rodea y el medio ambiente. Les podemos explicar la action del calor sobre los alimentos, y las reacción con las diferentes mezclas.

Les podemos hacer pesar los alimentos y así, trabajamos con ellos, los números, convirtiéndolo en un juego y aprendiendo de forma divertida. ¿Cuantos huevos hacen falta? ¿Y si hacemos más, porque vendrán los abuelos a comer? ¡A multiplicar! Sea cual sea la edad de nuestro peque, la cocina nos da la oportunidad de darle aprendizaje en un mundo en el cual se siente a gusto.

El orden, la organización, la limpieza y la igualdad, son valores que aprenderan porque aquí, niños y niñas se lo pasan estupendamente.

La cocina, es una actividad ideal para desarrollar muchas habilidades en los más pequeños. Pero una de las cosas más importante es la oportunidad que nos brinda de desarrollar su “creatividad”.

La Creatividad es la capacidad del niño para inventar historias e imaginar soluciones. Favorecer la creatividad en los niños, es prepárales para vivir su vida de manera menos rígida, a inventar soluciones más o menos originales para solucionar los problemas que a lo largo de toda su vida, tendrán que afrontar. Si desarrollamos la creatividad de nuestros niños, les abrimos un mundo de imaginación y libertad imprescindible a múltiples disciplinas. A caso, el investigador o el compositor no tienen en común romper barreras, inventar y ser creativos. Imaginan, crean y con su imaginación, inteligencia, sabiduría y técnica, desarrollan nuevas vías de explotación.

  • En la cocina, en niño aprende a conocerse mejor, aprende a saber lo que le gusta, y de donde viene. La cocina, nos permite también trasmitir valores y hablar de nuestras raíces. Esa receta de familia que se transmite de madre a hijo, pasó de generación en generación. Que importante se siente nuestro peque a la hora de aprenderla. Y nosotros, no perdamos la oportunidad de hablar con él de nuestra familia, y por lo tanto, el de conocerse mejor.
  • La cocina, es crear y hacer, pero también es compartir. Comer y compartir sus creaciones ayuda a los más pequeños a reforzar su confianza en ellos mismos.
  • Desarrollar los sentidos: la cocina es de las pocas actividades que nos permite trabajar los 5 sentidos. En la cocina, los niños ponen a prueba su oído, su vista, su tacto descubriendo nuevas texturas, su olfato descubriendo nuevos olores, su vista, porque antes que nada, como bien es conocido, comemos por al vista, y por fin el gusto. Probar nuevos alimentos, descubrir nuevos olores, experimentar presentar en el plato, sin duda, agudiza sus sentidos y le permite desarrollar la creatividad.
  • En la cocina, existen reglas y recetas. Pero también hay mucho lugar para hacer las cosas de manera distinta, probar, mezclar, decorar nuestros platos, adornar un pastel El sinfín de alimentos que se pueden mezclar permite al niño experimentar, descubrir, en definitiva, inventar y por lo tanto, desarrollar su creatividad.

Hoy en día, se ha puesto de moda, por los programas de televisión, que los niños quieran meterse en la cocina. Y de sobra está reconocido el beneficio que ello tiene para que nuestros pequeños aprendan lo importante de alimentarse bien. Pero la cocina para los más pequeños tiene muchas más ventajas. Nos permite ayudarles a desarrollar de manera lúdica sus 5 sentidos y sin duda desarrollar su creatividad.

Cursos de Padres y niños, Pequeño Chefs, campamentos durante las vacaciones escolares, en Food Romance, disponemos de un amplio catalogo de cursos de cocina para niños y también de utensilios de cocina para niños. Si quieres conocer mas sobre estas actividades, visita nuestra web.

 

Credito foto: Lara Loggia Photography

Print Friendly
Share
This

Comentar la entrada